#Medical

Alimentación Saludable

Las frutas y hortalizas son alimentos básicos en nuestra alimentación. Por lo general, aportan poca energía y son fuente natural de fibra, vitaminas y minerales, además de otras sustancias no nutritivas conocidas como fitoquímicos.

Se recomienda el consumo habitual de al menos, 5 raciones entre frutas y hortalizas al día, lo que contribuye a llevar una alimentación saludable en cualquier etapa de la vida, y se ha asociado a un menor riesgo de mortalidad y de enfermedades crónicas, y de sus factores de riesgo como la obesidad y el sobrepeso, la hipertensión, el colesterol elevado, entre otros.  

Mitos y bulos sobre frutas y hortalizas

1. Hay que tomar el zumo recién exprimido porque sino pierde sus vitaminas

La mejor manera de comer frutas y hortalizas es entera antes que licuada o exprimida, pero si decides hacer zumo de ellas, puedes guardarlo perfectamente en la nevera durante horas, sin que su contenido en vitamina cambie, aunque es posible que sí lo haga ligeramente su color. En todo caso, no añadas azúcar y no tomes más de 150ml al día, para completar tus 5 con frutas y hortalizas variadas.

2. Si tengo diabetes no puedo tomar frutas

Las personas con diabetes no solo pueden tomar frutas, sino que deben hacerlo a diario y en varias ocasiones… el azúcar natural de la fruta no es un problema en la diabetes cuando se sigue una alimentación adaptada a la enfermedad. En los alimentos que aportan azúcar y otros hidratos de carbono, es más importante el cuándo, cómo, cuánto y con qué alimentos se toman, que su contenido en azúcar.

3. La fruta engorda si la tomas después de comer

La fruta tiene las mismas calorías tanto si se come antes, durante o después de las comidas. Nuestra alimentación habitual y estilos de vidas son los grandes determinantes del peso corporal saludable. Aunque en la dieta mediterránea es habitual tomar la fruta de postre, sus propiedades saludables se pueden aprovechar en cualquier momento del día…   

4. El zumo de limón en ayunas es depurativo

Ningún alimento es depurativo por sí mismo, pues esta cualidad solo se le puede atribuir al buen funcionamiento del hígado y los riñones, que son los verdaderos órganos depuradores de nuestro cuerpo. No obstante, acompañar tu desayuno con frutas, nunca le vendrá mal a tu salud…

5. El melón por la noche es indigesto

Es posible que a algunas personas le pueda resultar indigesto, especialmente si toma mucha cantidad después de una cena copiosa…, como a otras no tiene por qué gustarle el melón… En estos casos la tolerancia individual es la clave. No obstante, no hay ninguna base científica que respalde, que, de modo general, el melón pueda ser indigesto en cualquiera de las ingestas del día.

6. Hay que tomar la fruta con piel porque es dónde se encuentran las vitaminas

Aunque pelar la fruta pueda eliminar algunas sustancias, esa pérdida es insignificante si se compara con los nutrientes que aporta la pulpa. Si la piel es una barrera para consumir fruta, lo mejor es pelarla… si te gusta la fruta con piel, solo tienes que lavarla bien previamente… cualquiera de las opciones es similar, desde el punto de vista nutricional.

Comparte este artículo:

Notice: Uninitialized string offset: 0 in /home/ba2nwkz3/Empatif.com/wp-includes/class-wp-query.php on line 3738

Suscríbete a nuestra Newsletter